No sé vosotr@s Mamás y Papás, pero yo no suelo dar abasto con las tareas domésticas. Por mucho que intentes mantener la casa recogida y limpia, teniendo niños alrededor, es prácticamente imposible.

A pesar de que tengáis la suerte de tener las tareas domésticas repartidas en casa, si queréis tener un mínimo de tiempo libre para hacer otras cosas, es imposible abarcar todo: planchar, lavadoras, polvo, limpiar, recoger…

Yo hasta hace poco me agobiaba muchísimo con el tema, llegaba a casa después de 9 o 10 horas de trabajo, deberes de la niña, cena, baño…y luego, cuando la tenía dormida, me ponía a recoger todo el desastre generado. ¿Y qué decir de los fines de semana? Pues que se me pasaban enteros limpiando, poniendo lavadoras, planchando… y cuando me daba cuenta ya era otra vez lunes y empezaba otra vez el desastre de la semana.

La verdad es que llevo mucho tiempo sin contratar a nadie para que me ayude en casa con las tareas domésticas y aunque intentes tenerlo todo lo más al día posible es realmente imposible si no tienes ayuda.

Si, si os ponéis a buscar en Internet, como organizarse con las tareas domésticas o como repartir las tareas domésticas y cosas por el estilo, seguro que os aparecen millones de resultados de cómo conseguirlo .

Pues sinceramente creo que simplemente es cuestión del tiempo libre que tienes disponible y sobre todo de a qué lo quieres dedicar realmente es decir, si te quieres pasar todo el día preocupado por si están los juguetes por medio, el suelo sin barrer y el polvo sin pasar o pasar del tema y dedicar ese tiempo a hacer otras cosas que te gustan, en mi caso por ejemplo escribir este post en uno de los pequeños ratos que tengo para mí misma.

Pero si de verdad queréis tener la casa limpia cada semana o, queréis que una o dos veces al mes os pongan un poco todo al día y no tenéis tiempo para hacerlo vosotros, tenéis la opción de contratar alguna empresa de limpieza o a alguna asistenta doméstica, pero claro no siempre es fácil acertar: o los precios son desorbitados o os da miedo meter a cualquiera en nuestras casa o simplemente no os gustan cómo lo hacen y os parece que habéis tirado el dinero por el retrete.

Pues una opción puede ser reservar por horas un servicio doméstico de confianza y una buena opción es optar por Wayook que están en más de 100 ciudades. Entre la cantidad de empresas de limpieza en Madrid disponibles son unas de las más fiables además de tener unos precios bastante buenos.

Puedes reservar tu servicio doméstico desde la web directamente, elegir qué tareas domésticas necesitas, ya sea una limpieza de toda la casa,  planchar, limpiar ventanas, la cocina en profundidad….se ajusta el presupuesto a las horas en función de las tareas domésticas elegidas, reservas el día y la hora que mejor te venga dentro de la disponibilidad que tengan y voilà: te despreocupas, ya que traen todos los materiales de limpieza que necesites.

Para mi es ideal por ejemplo, si necesitas poner la casa al día por alguna razón o para cuando te acabas de mudar a un nuevo piso y ahorrarte las temidas limpiezas de obras o por ejemplo cuando te vas a vivir a una nueva casa de alquiler (que a veces no hay por dónde cogerlas).

Bueno si os decidís por probarlo ya nos contaréis vuestra experiencia. Yo ahora de cara al verano, que mi peque se va a la playa con los abuelos unos días, no me lo voy a pensar y voy a encargar una limpiecita, que por lo menos me dure el tiempo que esté sin la peque y estar algo más despreocupada de las tareas domésticas, al menos por una temporadita y dedicarme a disfrutar un poquito del verano.

Compartir

Sobre el Autor

Mamá de una niña de casi 7 años, compaginando mi carrera profesional en Marketing con la maternidad. Aprendiendo cada día de mi pequeña lo que realmente importa en la vida.

Deja tus comentarios

Current ye@r *